… ¿ ya es Navidad?


Parece mentira cómo pasa el tiempo, en un abrir y cerrar de ojos ya es diciembre. Es hora de sacar las mantas de pelo, prepararse un buen chocolate calentito, y, cómo no, reunirse con toda la familia. En estos días tan especiales las casas se visten con sus mejores galas, las vajillas más especiales relucen con el parpadeo de las velas y las guirnaldas de luces decoran las paredes. No podemos olvidar los majestuosos árboles de Navidad, decorarlos se convierte en la ilusión de los niños, y no tan niños.

En este post, queremos compartir con vosotros algunas ideas de decoración para que os ayuden a ambientar vuestros hogares en estas fechas tan señaladas.
¡Seréis los mejores anfitriones en las celebraciones!.

¡ Comencemos!


Os proponemos una Navidad diferente, cargada de estilo y no por ello ha de suponer que sea costosa.

Viste tus estancias de verde:
“ En la sencillez está el gusto”. Convierte en protagonista lo natural: introduce ramas de pino, guirnaldas de muérdago, centros de mesa con flores de pascua, o, atrévete con un árbol desvestido en un simple cesto de mimbre. Tus estancias adquirirán un carácter acogedor al momento.

Ilumina tus celebraciones:
“Cuando la noche cae, las luces se encienden”.
En estas fechas, la luz cobra especial importancia. Puedes recurrir a la luz artificial con guirnaldas que decoren los árboles, las paredes, y por qué no, las ventanas. No olvides las velas, sus aromas y parpadeo escenifican a la perfección el sentimiento navideño. Puedes abrigarlas en estos días tan fríos, renovando su aspecto. Para ello aprovecha alguna prenda que ya no utilices y dale el toque orgánico con una cuerda de esparto. Combina los dos tipos de iluminación y presume de hogar.

Dec-organic

“ Lo natural es bello”. Atrévete con el atrezo navideño con toques de madera y orgánicos. Los excesos en la decoración han quedado atrás, olvida las estancias recargadas y haz partícipe a la familia.

Recrea pequeños bodegones: aprovecha los vanos de las ventanas, la decoración navideña en estos pequeños espacios con elementos orgánicos funciona a la perfección. Recorta y crea copos de nieve con cartón reciclado, si los mezclas con otros de recortes de papel blanco conseguirás un efecto único. Si los combinas con accesorios decorativos de madera, obtendrás una Navidad atemporal y cargada de estilo.